Las noticias de CDS

Consejos para una boca sana en la tercera edad

Consejos para una boca sana en la tercera edad

Seguir una correcta higiene oral en casa y visitar regularmente al dentista son claves para conservar en buen estado nuestra boca al envejecer.

Cuando nos hacemos mayores, el desgaste y los cambios propios de la edad dejan su impronta en la boca. Así, los dientes y las encías se acaban resintiendo por las enfermedades sufridas a lo largo de nuestra vida, la toma de medicamentos o el uso de prótesis. Además, la saliva tiende a disminuir, lo cual puede provocar caries o infecciones bacterianas o por hongos. Asimismo, se deteriora la superficie de los dientes, se pierde hueso alveolar y las encías adelgazan, lo que puede acarrear la pérdida de piezas dentales.

¡Pero no nos pongamos dramáticos! ¡Desde CDS apostamos siempre por las soluciones! Es por eso que os ofrecemos una serie de consejos prácticos y sencillos para que podáis lucir una boca sana y radiante también en la tercera edad.

  1. Reforzar la higiene bucal. Cepillarse los dientes después de cada comida, usar hilo dental y realizar enjuagues bucales son esenciales para mantener una boca sana.
  2. Utilizar pasta para dientes sensibles. Y es que con el paso del tiempo, la sensibilidad dental tiende a agravarse al estar la raíz más expuesta y los dientes más desgastados.
  3. Beber muchos líquidos. Tomar dos litros de agua al día es de gran ayuda para generar saliva y, al mismo tiempo, combatir la sequedad bucal. También se puede hacer uso de esprais o enjuagues bucales, pero siempre bajo prescripción del odontólogo.
  4. La correcta limpieza de las prótesis dentales. Se recomienda el uso de cepillos especiales y visitar una vez al año, como mínimo, al dentista para su pertinente revisión. ¡No hay que olvidar que debemos cuidar nuestras prótesis como si fueran nuestros propios dientes!
  5. Visitar regularmente al dentista. Es primordial comunicarle cualquier enfermedad que tengamos o hayamos tenido, sobre todo en el caso de diabetes, cáncer o afecciones cardíacas, ya que pueden afectar seriamente a nuestra salud bucal. Asimismo, es esencial informar a nuestro odontólogo de cualquier atisbo de enfermedad periodontal, puesto que es reversible en sus tres primeras fases si se detecta a tiempo.

En resumen, en CDS te recomendamos que sigas una buena higiene oral en el hogar y que acudas regularmente al odontólogo. ¡Porque en CDS velamos por tu sonrisa tengas la edad que tengas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR